Baltasar y su regalo a una rubita

Baltasar vestido de calle apareció un buen día de estas navidades en la casa de esta rubia al ritmo de una música muy pegadiza. Al parecer, esta guarra había pedido para reyes una follada con un negro pollón. Por suerte, conoció a este moreno fuertote que se ofrece para petar su coño. El negro se la beneficia durante un buen rato en diferentes posturas dejándola satisfecha y contenta con su regalo de navidad.



Leave a Reply